Noticias

Analisis autorizado

Analisis autorizado

El emblematico ex arquero, Navarro Montoya, opino del actual due?o del arco de Boca, Agustin Rossi, y aseguro que "debe pasar por todos los aciertos y todos los errores para poder afianzarse".

Durante ocho años completos, el arco Xeneize  tuvo un dueño indiscutido: Carlos Navarro Montoya. Ganador de cinco títulos con la camiseta más pesada del país, el colombiano nacionalizado argentino llegó al club a fines de los ‘80 para reemplazar nada más y nada menos que al Loco Gatti, su máximo referente. Con gran personalidad y carisma, sumado a una serie de actuaciones épicas, se ganó un lugar especial en el corazón del hincha, que hoy, a los 51 años, todavía ostenta. Por todo, está claro que su voz es más que autorizada y se animó a tocar varios temas.

-¿Cómo lo viste a Agustín Rossi en estos últimos partidos?

-Agustín es un arquero de gran contextura física, y por ello debe entrenar más la agilidad, la elasticidad y los movimientos rápidos. Es joven y tiene mucho que aprender aún, se encuentra en pleno proceso de adaptación y de crecimiento. Todavía debe pasar por todos los aciertos y todos los errores para afianzarse en el arco de Boca.

-¿Creés que, igualmente, el club va a salir a buscar otro arquero en el próximo mercado de pases?

-Boca tiene que tener al arquero que Guillermo quiera. Desde el punto de vista de la conformación de un plantel, hay puestos sobre los cuales un entrenador no puede tener dudas. El arquero, por ejemplo. La Comisión Directiva debe saber que es necesario traer al arquero que desee el técnico porque es un puesto que te genera una serie de beneficios complementarios en el equipo. Por todo esto, la inversión en este puesto siempre está bien hecha.

-¿Qué virtudes hay que tener para adueñarse del arco de Boca?

-Este arco no es para un arquero de un día, de un año o de dos. La historia lo avala. A los últimos 50 años del club los resumís con cuatro o cinco nombres, lo que demuestra que el arquero se gana el lugar y el corazón del hincha atajando bien y durante mucho tiempo.

-¿Y a vos qué tipos de arqueros te gustan?

-A nivel internacional, me gustan los arqueros del estilo de Neuer. Y de los argentinos, Guzmán y Monetti. ¿El motivo? Atajan y juegan tal y como lo necesita un arquero moderno: con visión, buen juego con los pies y formando parte del circuito de tenencia de la pelota del equipo.

-¿Qué opinión tenés del trabajo de Guillermo?

-Me gusta su idea, formó un equipo reconocible, con una impronta. Tiene un gusto particular por los equipos dinámicos, de ésos que juntan mucha gente en ataque, vertiginosos, como pudimos ver en Lanús primero, y ahora en Boca. Si bien se había generado un bache antes del partido contra Arsenal, el último fin de semana se ganó con mucha autoridad y ahora quedan partidos vitales de cara a la lucha por el campeonato.

-¿Y cómo evaluás la gestión de Angelici?

-Creo que esta dirigencia ha realizado una gestión fantástica desde lo económico, administrativo y financiero. En lo deportivo las cosas no han ido del todo bien, quizás porque faltó suerte. Un titulo a veces se logra por cuestiones que van más allá, una pelota que pega en el palo o se va afuera, cosas que no califican la gestión. Boca es, hoy por hoy, la institución número uno del país y una de las mejores del mundo.

-¿Ya estás para dirigir?

-Sí, siempre quise ser entrenador. Ya terminé mis cursos en Europa y quiero comenzar una carrera profesional. Hoy por hoy estoy enfocado en ser DT.

-¿Y qué estilo de juego va a tener tu equipo?

-Me gustan mucho los equipos que saben usar todo el ancho del campo, compactos y homogéneos. Es clave que, al tener la pelota, salgan con claridad. También que haya juego entre líneas y que la tenencia del balón sea para lastimar al rival, no para tenerla porque sí. Sin la pelota, quiero que mis jugadores presionen, la recuperen rápido y jueguen lejos del arco propio. Ojalá que me toque dirigir pronto.

 

Fuente: www.ole.com.ar

Comentarios