NAVARRO MONTOYA

«EL MONO»

Carlos Fernando «El Mono» Navarro Montoya nació el 26 de febrero de 1966 en Medellín, Colombia. Jugó para la Selección Colombiana tres partidos en las Eliminatorias de México 86. Más tarde se nacionalizó argentino.

Siempre mantuvo intactas sus expectativas por ser convocado a la Selección Argentina, aunque esto nunca sucedió. Su carrera futbolística comenzó en Vélez Sarfield en 1984. También jugó en Independiente Santa Fe (Colombia), Boca Juniors, Extremadura (España), Mérida (España), Tenerife (España), Deportes Concepción (Chile), Chacarita Juniors, Independiente, Gimnasia y Esgrima de La Plata y Paranaense (Brasil). Actualmente, con 41 años de edad, es el arquero titular de Nueva Chicago.

El hecho de haber llevado una vida saludable a lo largo de los años sumado a sus capacidades para el puesto son condiciones fundamentales para que «El Mono» siga vigente en el fútbol.

Los títulos que ganó fueron los siguientes: Supercopa 1989, Recopa Sudamericana 1990, Copa Master 1992, Torneo Apertura 1992 y Copa de Oro Nicolás Leoz 1993 (todos con Boca Juniors).

Fue elegido como el mejor arquero de Argentina 2 veces, en 1993 y en 1994. En España se graduó de Director General de Clubes de Fútbol, lo que da cuenta de la faceta intelectual del «Mono». Está convencido de que el estudio es importante, especialmente para los más jóvenes ya que no se puede jugar al fútbol toda la vida.

«El Mono» Navarro Montoya es una gran persona y un apasionado del fútbol que disfruta lo que hace. Se caracteriza por ser un arquero con mucha personalidad lo cual transmite confianza y seguridad a sus compañeros. Es ágil, inteligente, de grandes reflejos y de una gran ubicación bajo los tres palos. Posee una pegada precisa al bolear del arco que permite en muchas ocasiones iniciar contraataques o generar situaciones de gol.

Ya lo decía Johan Cruyff: «El arquero es el primer atacante». Su ídolo futbolístico es Hugo Orlando Gatti, y fiel a su estilo sale rápidamente a achicar en el mano a mano para buscar la equivocación del rival. Una vez al «Mono» se le escucho declarar lo siguiente: «Nosotros tenemos una función bastante antipática en el fútbol, que es evitar lo más lindo, que es el gol».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Lanzamiento del Área Educativa!

X